25 jul. 2010

Disneylandia

El viernes pasado (23/07) empecé el curso de Especialización en Gestión de la Innovación y la Vinculación Tecnológica.
La primera clase fue muy interesante. La dictó el Lic. Oscar Madoery, ex-secretario de la producción de Rosario.
Lo que más rescato de la clase es el tema de las cadenas de valor. Si bien es un tema muy charlado, nunca lo había visto representado según la forma de agruparse en la dimensión territorial/sectorial. Cluster, Distrito Industrial, Aglomerado de Empresas, Cadenas de Valor, etc.

Justo hoy, escuché esta canción de Jorge Drexler, llamada Disneylandia. Es increíble como el músico resume las dos primeras clases, en esta canción.
Remarqué en negrita los casos mas representativos a nivel "industria" y en rojo el caso emblemático, de una cadena integrada hacia atrás y hacia adelante,



Hijo de inmigrantes rusos casado en Argentina con una pintora judía, se casa por segunda vez con una princesa africana en Méjico.
Música hindú contrabandeada por gitanos polacos se vuelve un éxito en el interior de Bolivia.
Cebras africanas y canguros australianos en el zoológico de Londres.
Momias egipcias y artefactos incas en el Museo de Nueva York.
Linternas japonesas y chicles americanos en los bazares coreanos de San Pablo.
Imágenes de un volcán en Filipinas salen en la red de televisión de Mozambique.

Armenios naturalizados en Chile buscan a sus familiares en Etiopía.
Casas prefabricadas canadienses hechas con madera colombiana.
Multinacionales japonesas instalan empresas en Hong-Kong y producen con materia prima brasilera para competir en el mercado americano.Literatura griega adaptada para niños chinos de la Comunidad Europea.
Relojes suizos falsificados en Paraguay vendidos por camellos en el barrio mejicano de Los Ángeles.
Turista francesa fotografiada semidesnuda con su novio árabe en el barrio de Chueca.

Pilas americanas alimentan electrodomésticos ingleses en Nueva Guinea.
Gasolina árabe alimenta automóviles americanos en África del Sur.
Pizza italiana alimenta italianos en Italia.
Niños iraquíes huídos de la guerra no obtienen visa en el consulado americano de Egipto para entrar en Disneylandia.

Seguramente iré posteando reflexiones acerca del curso, que a mi entender, pinta muy bien.

No hay comentarios: